Jornada de limpieza afianzó el compromiso de la ciudadanía caleña

Con una minga comunitaria en la que participó el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, los miembros de su gabinete, los operadores de aseo, la fuerza pública, los ambientalistas, las autoridades civiles y la comunidad, se desarrolló la primera jornada de limpieza ‘Cali, nuestra casa común’, por sitios emblemáticos de Santiago de Cali como el Bulevar del Río y la Plaza de Cayzedo.

Foto Alcaldía de Cali

Aunque estas jornadas se propagarán por diferentes sitios de la ciudad, el piloto iniciado este fin de semana servirá para hacer los respectivos ajustes. “Se inició la jornada en estos dos sitios porque el Bulevar es de todos y es inconcebible que esté en un estado tan deplorable por la suciedad, con asadores que derraman aceite y con basuras en las orillas del río”, manifestó el alcalde Ospina.

Para el director de la Unidad Administrativa Especial de Gestión de Bienes y Servicios, Carlos Salazar Sarmiento, quien estuvo a cargo de la organización del evento, esta es una campaña para ponerle corazón a Cali y tiene como principal objetivo recuperar el sentido de pertenencia de los caleños por la ciudad, así mismo buscar ponerle freno a la problemática de las basuras, residuos, maleza y contaminación visual que tienen a gran parte de la ciudad colmatada.

“El ejemplo debe empezar por casa” es la consigna del Alcalde, quien con todo su equipo de gobierno salieron desde las 9:00 de la mañana del domingo 12 de enero de 2020 con escobas, baldes, cepillos, guantes, bolsas plásticas y tapabocas para enlucir la ciudad, contando siempre con el apoyo de la comunidad que se hizo presente hasta la 1:00 de la tarde.

El radio de acción de la jornada cobijó e impactó espacios como el Paseo Bolívar, el Puente Ortiz, el parque de la Retreta, el monumento a Efraín y María, el Bulevar del Río en toda su extensión y la plaza de Cayzedo.

“Quiero felicitar al alcalde Ospina por esta iniciativa que demuestra que le duele su ciudad, pues cuando nos preocupamos por tener espacios limpios, aseados y agradables a la vista de los turistas y los caleños, significa que se está pensando en grande y en beneficio de toda la ciudadanía”, manifestó Martín Sánchez, trabajador social de la Universidad del Valle, quien se sumó a la convocatoria de la Alcaldía de Cali, junto con su esposa y sus dos hijas de 11 y 15 años.

Raquel, Daniel, Zulma, Daniela y Víctor también participaron de la jornada de limpieza, pues ellos como venezolanos que deambulan por estas tierras en busca de oportunidades, se sienten agradecidos con la ciudad y como aporte se encargaron de despejar de ramas, escombros y basuras la zona aledaña al monumento a María.

César Augusto Garzón, del barrio Libertadores, llegó a conciencia porque quiere que los visitantes vean la ciudad bonita en todos los espacios. Y propuso que la próxima jornada de limpieza impacte los ríos de Cali y se habiliten espacios por donde las personas puedan caminar descalzas sintiendo la naturaleza.

Luz Ángela Grueso, del barrio Manuela Beltrán; Daysi Janeth Gómez, de las Orquídeas y Nydia Jiménez, de La Floresta, coincidieron en que este tipo de jornadas no solo sirven para afianzar los lazos entre la administración municipal y la ciudadanía, sino que generan acercamientos para que las acciones de gobierno sean apoyadas por los líderes comunales, en beneficio de la ciudad.

Foto Alcaldía de Cali

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.