“Una selección muy digna”

Giovanni Casas comenta algo que dijo el técnico de Argentina, Lionel Scaloni, en momentos en que Colombia derrotaba a los gauchos en la fase de eliminación de la Copa América 2019.

Foto FCF

Por Giovani Casas
Especial para CBN

La expresión no es criolla. No fue pronunciada por el periodismo deportivo colombiano, aunque sí en rueda de prensa. Contexto: la selección Colombia ganaba 2-0 a Argentina en su primera presentación de la Copa América 2019. Sorpresa. La autoría es de Lionel Scaloni, estratega del conjunto albiceleste.

Curiosa apreciación. En el universo del fútbol se acostumbra a dos o tres comentarios para explicar todo. Escuchar declaraciones de jugadores y técnicos viene a ser la misma cosa. La creatividad, último recurso del hincha o receptor experto en ser experto en táctica futbolera, termina zanjando lo que once hombres no logran en la cancha: “si hubiera iniciado con Zapata, Roger no andaba bien, Lucho Díaz desborda mejor por la punta”, etc.

O surgen también los entusiasmos pos eliminación. Porque el seleccionado nacional es el mejor campo de aplicación de la psicología positiva, de la filosofía slow y la literatura de autoayuda, si algo así existiera aplicado al fútbol. Atención: existe, su principal expositor se llama Javier Hernández Bonnet. El comentarista en dos pases mal elaborados ve una sinfonía futbolística; en un mamarracho de gol una pintura y en una eliminación la esperanza de algo que nunca sucede y generaciones de promesas que se relevan en fracasos.

Aquí hace falta consistencia en el discurso señores. ¡Mundiales! ¡Copas América! ¡Olímpicos! Sin rodeos. Brasil, Argentina, Uruguay y Chile no improvisan para ganar. Ganan y punto. Queiroz tiene como gran desafío superar la meta precaria de la tercera ronda.   

Puede en ese sentido entenderse la expresión de Scaloni. Que no fue el único sorprendido con la victoria de Colombia. Bolillo, el Hernán Darío, el que llevó a Ecuador a un mundial y regresó a dirigirlo sin futuro definido, comentó: “es muy fácil ser técnico de Colombia con esos jugadores”. Error con comprobación inmediata. Tesillo se encarga de los detalles. El lateral por izquierda no es responsable del temprano despido de los colombianos, pero sí es el resumen de 90 insufribles minutos… Como el penal.

A estas alturas ¿De qué dignidad hablaba Scaloni?

Bueno. Lo de Colombia pudo ser un encuentro con la victoria. O sea, Colombia se la encontró. Porque Argentina le puede ganar diario si se quiere. Porque vencer a Argentina y perder con Chile es un despropósito. Porque en los últimos años los gauchos vienen de menos a más en todos los certámenes y terminan siendo protagonistas de finales.

Acostumbrados a tal desempeño, entonces, quedan cosas mejores por decir. El proceso es nuevo. Queiroz llegó con otros aires. Se desataca la apuesta ofensiva, la intención de pisar el área rival, de presionar en punta. La selección venía de un proceso donde era más importante prevenir los goles que hacerlos. Proscribir esa tendencia es el primer acierto del técnico portugués. Sostener buen desempeño y disciplina táctica, logros tan costosos a los jugadores colombianos, son las tareas siguientes.

A bueno, ¡títulos señores! Conquistas. Triunfos. Eso habla más que cualquier rueda de prensa y la opinión de los hinchas expertos en táctica futbolera.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.