Cuatro señales inusuales que indican que puede tener una enfermedad cardiaca

Según la Organización Mundial de la Salud, las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte en todo el mundo.

Foto Icesi

En Colombia, según datos de la Sociedad Colombiana de Cardiología, de 10 personas que sufren un infarto solo dos sobreviven y tienen el riesgo de experimentar otro en menos de un año. Así mismo, se presentan cada día, en nuestro país, 82 muertes asociadas a estas enfermedades y 66.000 al año.

Los especialistas aseguran que es posible disminuir la probabilidad de tener enfermedades cardíacas. Existen programas de prevención y promoción de la salud en Colombia, encaminados a realizar una entrevista médica frecuente y según los hallazgos, realizar exámenes oportunos, educarse en hábitos de vida saludable y sobre todo crear conciencia hacia el autocuidado.

No obstante, existen señales poco usuales a las que es importante prestar atención porque pueden estar asociadas con una enfermedad cardiaca.

El doctor Felipe Cañas, residente de la especialización de Cardiología de la Universidad Icesi explica “existen señales inusuales que pueden indicar que el paciente sufre una de estas enfermedades, por ejemplo, la gastritis, que, aunque es muy común puede sugerir que se trata del corazón. Se debe prestar atención sobre todo en personas que no han tenido antes gastritis y la empiezan a presentar después de los 55 años si no encuentran relación con las comidas y se asocia con el esfuerzo físico”

Otro síntoma inusual, es la hinchazón en los pies, agregó el galeno, esto se debe a que cuando el corazón no funciona bien, le pide al riñón que retenga líquidos porque cree que se está deshidratando conllevando con esto al aumento de tamaño en los pies.

De la misma forma, un signo particular que podría indicar una enfermedad coronaria es una arruga en las orejas muy particular conocido como Signo de Frank, “es un surco en el lóbulo de las orejas, en donde se ponen los aretes, una línea que va de adentro de la oreja hacia afuera. Es infrecuente, pero puede sugerir la enfermedad coronaria, sobre todo cuando se presenta en personas menores de 60 años.

Uno de los síntomas que se conoce desde hace más tiempo son las uñas redondas, en forma de vidrio de reloj o dedos hipocráticos o en palillo de tambor, se vuelven más gruesas y más anchas. “Este es un signo inusual que se da como consecuencias de un flujo sanguíneo bajo o nivel bajo de oxígeno” explicó el doctor Cañas.

Los médicos coinciden en que prevenir las enfermedades cardiacas es posible.  Se recomienda caminar por lo menos 30 minutos al día haciendo esfuerzo moderado o grande, independientemente de la pérdida de peso.

Igualmente, se aconseja una dieta sin excesos, que aporte justo la energía que el cuerpo necesita, moderando el consumo de en sal y azúcar evitando alimentos ricos en grasa y embutidos, no fumar y tratar de llevar una vida tranquila.

Fuente: Universidad Icesi

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.