En el mundo de la salsa, Cali es un planeta aparte

Los jurados internacionales están impresionados con el alto nivel, la precisión, la innovación y el sabor de los participantes que compiten en el XIII Festival Mundial de Salsa que realiza la alcaldía de Cali, en el Coliseo El Pueblo, entre el 27 y el 30 de septiembre, enmarcado en la Temporada de Festivales Cali 2018.

Foto Alcaldía de Cali

Para la puertorriqueña Sonia Rivera, bailarina, coreógrafa y docente de la salsa, el baile en Cali es aparte del resto del mundo.  “Para mí es un honor y un sueño hecho realidad estar aquí. En Cali la dinámica es distinta por el estilo en sí y por la gran cantidad de artistas, pues el talento es silvestre. Es una ciudad donde todos los días se innova en el ritmo, como el caso de la modalidad hombre solista caleño, que demuestra la evolución. En estilo cabaret, todo el mundo está pendiente de lo que hagan en Cali a manera de piruetas y figuras para inspirarse con trucos originales, lo cual indica que la gente en Cali trabaja y crea”, manifestó.

El jurado Eider Rúa, quien llegó de Dubái, Emirato Árabe, donde tiene su academia, dice que el nivel de Cali es impresionante, “los bailarines tienen sabor, energía y una acrobacia característica. Hace poco organicé el Colombia Salsa Festival en Medellín y el World Latin Dance en Orlando (Florida) con 51 países en escena y en ninguna parte del mundo igualan a Cali”, anotó.

Rúa hizo un llamado para que tanto el sector público como el privado apoyen a los bailarines caleños económicamente para que salgan a mostrarse al mundo, pues este Mundial no ha dejado duda de que la categoría amateur parece profesional y es la única parte del planeta donde ello sucede. En el caso de la categoría de hombre solista estilo caleño -dice- a buena hora rescataron un ritmo que se estaba perdiendo, pero con esto se recupera la cultura y la memoria de los bailaderos tradicionales, auténticos y que enamoran.

La bogotana Catherine Estrada Neira lleva 15 años como cultora y estudiosa de la salsa a través de su sociedad en la compañía de baile Paso Latino, lo cual le ha permitido viajar mucho internacionalmente como jurado y asegura que Cali es una potencia porque los bailarines son de mente abierta y arriesgan todo en la tarima.

Y aunque ellos tres como jurados -junto a sus cinco compañeros- tienen puestos sus ojos en 1.700 bailarines profesionales y 1.350 amateurs que compiten, en las diferentes modalidades, durante tres días, no se cansan de ver el espectáculo porque es algo único que solo se ve en la capital mundial de la salsa.

Fuente: Alcaldía de Cali

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.