Madres de Cali se certifican en crianza y cuidado

La experiencia formativa en Habilidades de Cuidado y Crianza fue llevada a cabo  durante más de dos meses, tiempo en el que madres de familia  y cuidadores de niñas y niños beneficiarios del CDI Remansos de Comfandi, lograron  reconocer la importancia del diálogo, el buen trato a sus hijos  y  el valor de los vínculos afectivos para forjar mejores ciudadanos.

Foto Alcaldía de Cali

Por la culminación exitosa de este proceso, 11 mujeres recibieron con entusiasmo el certificado de participación en el curso de Habilidades de crianza, gracias a un convenio de asociación entre la Fundación Carvajal y la Administración Municipal, en una alianza por la Buena Crianza, que  permitió la capacitación en destrezas parentales y buenas prácticas de cuidado. Una apuesta  para que desde el núcleo familiar se construya una sociedad en paz y se erradique cualquier expresión de violencia hacia la primera infancia.

La capacitación que constó de diez sesiones con  facilitadores, profesionales en trabajo social y psicología, madres y cuidadores, abordó temas como Disciplina sin Castigo; donde aprendieron a negociar normas de acuerdo a la edad, incentivando el adecuado manejo de la libertad. Otro de los ejes del taller fue la observación como herramienta fundamental para comprender a los niños, conocer lo que sienten y brindarles atención en el momento oportuno.

En este emotivo evento se retomaron las vivencias de las familias, el reconocimiento sobre qué tanto  transformó sus vidas este taller. Las madres beneficiarias aseguraron  que han cambiado sustancialmente porque ya tienen herramientas para criar a sus hijos de una forma más conciliadora, pacífica y efectiva. Manifestaron a su vez que, en la cotidianidad, son ellas de la mano de los educadores, quienes  propician en los niños la autonomía, además del amor y el respeto hacia los demás.

Como acto simbólico durante la graduación se realizó la lectura de los diez mandamientos de la familia para la buena crianza, que son:

  1. Reconocer la realidad y los motivos que la familia tiene para vivir con esperanza.
  2. Diálogo con los hijos: aceptar y validar sus sentimientos.
  3. Expresar los sentimientos con sinceridad y respeto.
  4. Preocuparse por su bienestar y regular el estrés.
  5. Escuchar y observar a los hijos para comprenderlos.
  6. Expresarles el afecto: con miradas, caricias y palabras amorosas.
  7. Comer en familia y crear momentos especiales para cultivar el amor.
  8. Jugar y dedicar tiempo de calidad para disfrutar con los hijos.
  9. Reconocer y apreciar las cosas que los hijos hacen bien.
  10. Ejercer la autoridad con firmeza, serenidad y amor, antes que reaccionar con violencia.

Con risas, aplausos, abrazos y miradas de afecto y satisfacción, las  madres de familia del CDI Remansos de Comfandi, demostraron que ahora son ellas quienes ofrecerán a las niñas y niños, relaciones vinculares plenas de sentidos, emociones, cálidas e impregnadas de amor y de cualidades humanas desde la Primera Infancia. Está comprobado por estudios de neurociencia y desarrollo que una niña y niño al crecer en ambientes afectivos y enriquecidos, tiene mayor posibilidad de vivenciar interacciones positivas con los demás y con su entorno, fortaleciendo su desarrollo integral.

Este  proyecto  hace parte de uno de los indicadores del Plan de Desarrollo de la Administración Municipal, el cual busca capacitar a cuidadores y profesionales en habilidades parentales, cuidado y crianza. Cabe resaltar que estas capacitaciones se realizan desde inicios de este año y han impactado a más de 180 familias caleñas.

Con el acto de certificación de las madres de familia en habilidades de crianza, se evidencia el interés de esta administración por forjar una sociedad con hogares que construyan y repliquen acciones de paz.

Fuente: Alcaldía de Cali / Paulo Ascue

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.