Dagma anuncia operativos de control al tráfico ilegal de Palma de Cera en Semana Santa

Como parte de las actividades del plan de contingencia que desarrollará este año el Departamento Administrativo de Gestión del Medio Ambiente, Dagma, durante la Semana Santa, se encuentra la realización de operativos de control al tráfico ilegal de especímenes y/o productos vegetales como la Palma de Cera, además de sensibilizar a la comunidad sobre la importancia de no utilizar esta hoja vegetal.

El grupo de Flora del Dagma, estará visitando los diferentes sectores de Cali, como: iglesias, plazas de mercado, terminales de transportes y centros comerciales con el fin de desestimular el uso irresponsable e indebido de este material en la celebración de la semana mayor, especialmente el domingo de ramos.

La tala de la Palma de Cera está prohibida y las personas que sean sorprendidas talando, movilizando o comercializando productos provenientes de esta especie, serán sancionadas por la Corporación Autónoma Regional del Valle del Cauca-CVC, con el decomiso del material y multas que pueden llegar a los 300 salarios mínimos vigentes, en donde cabe, igualmente el arresto.

La Palma de Cera es considerada de acuerdo a la Ley 61 de 1985, el Árbol Nacional de Colombia y, además, hábitat para muchas especies entre ellas el Loro Orejiamarillo (Ognorhynchus icterotis) y el Oso de Anteojos (Tremarctos ornatus), especies declaradas en vía de extinción.

“Aunque hemos evidenciado un cambio de percepción frente a la importancia de usar otras alternativas que simbolicen esta celebración, por parte de la comunidad, se continúan comercializando en las entradas de las iglesias ramos elaborados con materiales de la Palma de Cera, Iraca, Areca, entre otros. Por eso, además de controlar, queremos sensibilizar a los feligreses sobre la importancia que tiene para el medio ambiente, abstenerse de distribuir ramos que estén elaborados en este tipo de hoja que está en vía de extinción”, enfatizó Claudia María Buitrago, directora del Dagma.
La autoridad ambiental invita a remplazarla por plantas de cosecha, así como las espigas de trigo, el carapacho u hojas de maíz, conocido como amero. Igualmente, exhorta a la población a realizar ramos artificiales, elaborados en papel, cartón u otros materiales reciclables que pueden ser una alternativa que no atentan contra el medioambiente.

Fuente: Dagma / Jennifer Dorronsoro Torres

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.